El lobo con piel de oveja que aconseja al “Tío Bernie”

Redacción     mayo 5, 2024

Última actualización: mayo 4, 2024 5:35 pm

El general de brigada retirado Ismael Alejandro  Cifuentes Bustamante es, en el Gobierno de la Primavera, el Coordinador de la Secretaría Técnica del Consejo Nacional de Seguridad, una entidad que en la práctica desplaza a la Secretaría de Inteligencia Estratégica de la Presidencia, a cargo de un semillero, Cristian Espinoza. Pero de manera más concreta, Cifuentes Bustamante tiene los oídos del presidente en el manejo del Army, entre otros asuntos.

Gracias a sus recomendaciones el Tío Bernie nombró ministro de la Defensa al general Henry David Sáenz Ramos (promoción 118) y al jefe del Estado Mayor de la Defensa, el general Carlos Antonio Medina Juárez (promoción 117). Definitivamente no han sido las mejores recomendaciones.

Sáenz Ramos manejó las finanzas del Army en tiempos del ministro Uilses Noé Anzueto Girón, quien sirvió a Negoción Pérez (de credenciales más que conocidas), y estuvo a cargo de operaciones con el ministro del Hombre en la Luna, Luis Miguel Ralda Moreno. En sus tiempos, como encargado del Batallón Humanitario de Rescate -para apoyar a Conred-, vio esfumar ante sus narices Q10 millones, una tercera parte del presupuesto público que le encomendaron.

Del general Medina Juárez no hay tanto qué decir, solo que cada vez que fracasa o incumple labores por pereza o descuido le echa la culpa al de abajo, que es quien recibe el castigo severo; sin embargo, no se ha librado de tres denuncias en su contra por abuso de autoridad, y tampoco puede responder por el destino de una caballeriza que fue decomisada al narco cuando estuvo como comandante de una base militar estratégica para los barones del polvo blanco que no es harina.

Volviendo a Cifuentes Bustamante, un ex oficial bien educado, que presume contactos gringos porque fue Agregado Militar en Washington, además de delegado del Mindef ante la CICIG y las ONG más bravas de los derechos humanos, es una aparente oveja criada y alimentada hasta ahora por los lobos de la tenebrosa Cofradía (el yeneral Tatalapo y compañía) y graduado por El Sindicato (Negoción Pérez y R. Bustamante, la sombra maquiavélica detrás de los últimos tres gobiernos).   

Ante un presidente sofisticado, como es el Tío Bernie, experto en políticas de defensa, la mafia tenía que infiltrar al más sofisticado de sus críos… y ahí está, ahí está… encargándose de la estrategia y endulzando los oídos del alto mando civil del gobierno, mientras amplía sus dominios hacia la débil SAAS y, más adelante, cooptando a la golpeada Digici. Cifuentes Bustamante es todo un experto en operaciones psicológicas, como en sus buenos tiempos fue su maestro el capitán de navío Cifuentes, y más tarde el coronel Otto Noak (ahora huésped distinguido de la mafia Ortega-Murillo en Nicaragua) y el malogrado López Bonilla (huésped, pero en Mariscal Zavala, mientras los gringos los esperan por el chillo de la Reina del Sur) y Otto Spliegler, otro oficial desaparecido.


Dos preguntas sin respuesta

¿Por qué todos los presidentes del periodo democrático acuden a militares retirados de dudosa reputación para decidir nombramientos, ascensos y asignación de tareas estratégicas en el Ejército?

¿Por qué no entienden que esta es una manera de politizar el Ejército y debilitar su institucionalidad, pues los ascensos y designaciones deben de responder a los criterios de mérito y antigüedad propios de una de las pocas instituciones con doctrina?


La pinata privada del IPM ¿todo lo aguanta?

Desde hace más de dos décadas los encargados de administrar el Instituto de Previsión Militar (IPM, el IGSS de los uniformados), que son también oficiales retirados del Army, lo han desfalcado a diestra y siniestra. Ahora mismo está otra vez al punto de la quiebra y, como dice el refrán, los directivos del IMP ven la tormenta y no se persignan.

Sigue de gerente del IPM, después de dos gobiernos, el coronel retirado Javier Humberto Robles Arrivillaga, cuya única misión, parece ser, es hacer piñata el antiguo estadio del Ejército, unos terrenos con enorme plusvalía que siendo de la nación fueron cedidos al IPM para beneficio de los militares retirados. El susodicho coronel, que fue ratificado por El Principito, su pequeño gran padrino, lleva muy adelantados desde el 2023, de manera muy sigilosa, los negocios amañados con la empresa Futeca de los Arzú para desarrollar ahí unos proyectos inmobiliarios.

No es la primera vez que lo intenta. A mediados de 2016 lo pillaron con las manos en la masa y fue obligado a rescindir el contrato, como reportaron varios medios de prensa en su momento.

Para poner las cosas en blanco y negro: si el tantas veces saqueado, defraudado y dilapidado IPM -por sus propios “hijos de la Patria”- quiebra, los militares jubilados pasarán a las clases pasivas, como cualquier civil hijo de vecino. Si un coronel se retira ganando Q 20 mil, en el IPM recibe una pensión de Q 10 mil, en el IGSS recibiría Q 5 mil.


Las amistades de un confeso

Lejos quedaron esos tiempos en que los amigos de José Ubico, confeso por segunda vez en Estados Unidos por delitos de narcotráfico lucían muy contentos y orgullosos, junto al ex diputado quien participó en malos manejos del Congreso por mucho tiempo.

Varios personajes que destacaron durante los dos gobiernos pasados, y no precisamente por atacar actos de corrupción, posan felices a su lado.  Este noble Pelex puede reconocer a Reyes Lee, Fernando Linares Beltranena, Stella Alonzo y Anibal Rojas, entre los protagonistas de la foto.  Cabe preguntarse ahora ¿Quiénes se atreverían a posar a su lado ahora?


Qué nivel de funcionarios

A estancias de la cachureca Fiscal General, sin decoro, en posturas casi obscenas y sin conocer la palabra ética, Curruchiche se la pasa posteando amenazas, como si fuera otro miembro del net center. Esto en otro país que se precie de tener un Ministerio Público ético, debiera ser causa de despido inmediato.


Con sanciones bajo el brazo

El secretario de Estado de Estados Unidos, Antony Blinken, arribará el próxima martes a Guatemala para continuar sus conversaciones con el presidente Arévalo, y lleva bajo el brazo la aplicación de la Ley Magnitsky a los magistrados golpistas.

Tags:

Todos los derechos reservados © eP Investiga 2024

Inicia Sesión con tu Usuario y Contraseña

¿Olvidó sus datos?